Ayer se reunieron, en la Sala de Plenos del Ayuntamiento de Vielha e Mijaran, una gran parte de los alcaldes de la Val d’Aran miembros de la “Asociación de Alcaldes de la Val d’Aran”, que fue creada la pasada legislatura para aunar esfuerzos y consensuar acciones en favor de todos los municipios araneses.

El encuentro, presidido por Juan Antonio Serrano, que como alcalde de Vielha e Mijaran ostenta esta presidencia, tenía como objetivo tratar varios temas que preocupan y afectan de forma común a todos los municipios. Al mismo, además de alcaldes y presidentes de EMD, asistió también Francés Boya, diputado provincial por Aran.

La reunión tuvo como primer punto del orden del día, y el que más inquieta a los alcaldes, la deuda pendiente que tiene la Generalitat de Cataluña con los consistorios araneses, que asciende a casi 2.000.000 de euros desde el año 2012. En el caso concreto de Vielha e Mijaran, la deuda que la Generalitat tiene es de más de 600.000 euros.

Todos los asistentes acordaron hacer llegar una reclamación conjunta con los importes que la Generalitat tiene con ellos pendientes y reclamar que se marquen unos plazos de pago.

Otros puntos del día fueron la caza controlada y las motos de montaña, temas muy discutidos y que preocupan a los alcaldes y que tuvieron como acuerdo final de todos impulsar la creación de un reglamento de uso de las montañas y buenos métodos. Además, en el caso de la caza controlada, se solicitará una reunión extraordinaria con la Sociedad de Caza y Pesca de la Val d’Aran, organismo que la reglamenta, para llegar a un acuerdo conjunto. En esta sentido también se trató sobre la extracción de biomasa de los bosques y se acordó conocer cuál será el futuro de la madera de los bosques de cada municipio y de saber dónde se colocarán y para que, las calderas de quemado.

Para finalizar, se trató la reintroducción del Lince Boreal en el Naut Aran, un punto que está en espera de saber el programa que tiene el Ministerio de Medio Ambiente para este proyecto piloto, que en puntos generales se trata de introducir tres hembras y un macho de esta especie, en dos zonas del Naut Aran.

Fuera del Orden del Día, César Ruiz, alcalde del Naut Aran, presentó un proyecto para implantar una red de WI-FI en toda la Val d’Aran. El punto quedó pendiente de aprobación, en espera de presupuestos finales y viabilidad del sistema. En esta sentido se expuso a los asistentes, que desde la Diputación de Lleida se hace entrega al Conselh Generau d’Aran, anualmente,  de más de 200.000 euros para ayudas a los consistorios araneses y que deben informarse en dicho organismo de cómo poder solicitarlos para sus ayuntamientos.

El alcalde de Vielha e Mijaran mostraba su satisfacción por confirmar el interés de los alcaldes araneses en mantener y dinamizar esta asociación a la vez que insistía en “dotarla de mecanismos y contenidos que ayuden a que nuestros municipios, los más olvidados en la gestión pública, puedan ser escuchados y atendidos en igualdad de condiciones”.