En los últimos meses el Ayuntamiento de Bossòst ha llevado a cabo numerosas actuaciones de mejora en senderos, alumbrado público e instalaciones municipales.

Los principales actos realizados en el patrimonio natural han sido rehacer el muro que asegura el firme del camino Sant Cerat y la instalación de una barandilla de seguridad para los senderistas, ya que este camino forma parte de las Rutas Protectoras y da acceso a uno de los lugares de interés más visitados y panorámicos de la población, la colocación de una valla de seguridad en la entrada de la galería de la Mina Margalida y el repaso de mantenimiento del camino de Casteret, esta intervención realizada junto al Conselh Generau d’Aran.

Además de la reparación de la abrevadero para el ganado en el Còth de Baretja, que se ha podido realizar gracias a los medios del Fondo Municipal de Mejoras Ambientales para infraestructuras ganaderas de montaña.

En el sector de las instalaciones públicas, el consistorio ha realizado mejoras en la Escòla Sant Ròc e inaugurado, una aula nueva de informática, financiada por el ayuntamiento y el AMPA, y un nuevo Centro de Ayuda Familiar para los vecinos.

Por último, se ha sustituido el alumbrado de la entrada sur del municipio en la carretera N-230, con tecnología más económica que permitirá reducir el gasto público y se han mejorado y aumentado las plazas para vehículos con conductores de movilidad reducida en espacios más prácticos.

Las actuaciones turísticas realizadas durante el verano han sido la colaboración con el Festival de Música Antigua del Pirineo, acogiendo el único concierto en toda la Val d’Aran, y con el Festival de Comminges, además de las actuaciones de las Corales “Quate sòns” y “Margalida” y de los grupos de bailes de tradicionales araneses y por otro lado, se ha mejorado la oficina de Información Turística, ofreciendo sus servicios a los usuarios con horario más ampliado durante toda la temporada estival y acogiendo exposiciones.